Saber si es oro autentico o falso. Soluciones para averiguarlo.

 

¿Te has decidido a vender esa pieza que está en tu casa desde siempre y necesitas cómo saber si es oro? ¿O más bien es que vas a comprar aquella otra que te está ofreciendo alguien de tu entorno que cree estar convencido de que es de tan noble metal?




Cómo saber si es oro

Lo mejor será que te asegures. Sea cual sea tu caso, saber la auténtica composición de esa joya puede ahorrarte alguna situación un tanto incómoda, en un momento en el que el valor del oro hace que muchas personas quieran comprarlo o venderlo, ganando así algo de dinero.

Cómo saber si es oro

Responder a la pregunta de cómo averiguar si se trata de oro implica saber qué es oro y qué es considerado como oro falso. El estándar americano establece que es falso todo aquel oro que contenga menos de 10 quilates.

Podrás comprobarlo de las siguientes formas:

  • Prueba visual. Ayudarte de una lupa te será más fácil. Busca marcas oficiales así como signos de decoloración
  • Prueba de mordedura de la pieza. No es recomendable porque con ella conseguirás poco más que partirte un diente
  • Prueba del imán. Sabrás al menos si la pieza se compone mayoritariamente de metal
  • Prueba de la densidad. La pauta marca que cuanto más puro sea el oro, más densa será la pieza
  • Prueba del ácido nítrico. Complicada de realizar en casa por la dificultad de conseguir el ácido y el riesgo que entraña su manipulación
  • Prueba de la cerámica. Muy sencilla de efectuar pero has de tener en cuenta que es posible que el objeto resulte arañado
  • Otra alternativa pasa por acudir a un joyero que certificará la autenticidad del oro en un periquete

Monedas oro falso o autentico

Como puedes comprobar son diversos métodos de cómo saber si es oro, unos más prácticos que otros, pero la mayoría eficaces.

Detectar la pureza del oro paso a paso

A continuación, vamos a darte las pautas que te permitan desarrollar estas pruebas:

Prueba visual

Desde tu casa podrás llevar a cabo una inspección visual de la pieza con la ayuda de una lupa, o al menos de una luz potente. Lo que buscas son algunas señales que joyeros o Casas de la Moneda imprimen en joyas y monedas de oro, así como las posibles rozaduras que dejen a la vista marcas de otro color. En este último caso, no estamos ante una joya de oro sino únicamente con un baño de este metal.

Prueba de mordedura de la pieza

Nuestra recomendación es que esta prueba la dejes mejor para las películas, porque aunque solo hay que presionar de modo moderado para ver si dejas marcas en la pieza, lo que indicaría que es oro, lo cierto es que tus dientes pueden resultar dañados. Además, si lo que tienes en tus manos es plomo bañado en oro también se marcaría y por tanto daría lugar a confusión.

Prueba del imán

Para realizar esta prueba tendrás que contar con un imán de cierta envergadura que podrás adquirir en una ferretería. Acércalo al objeto que quieres comprobar de manera que si es atraído por el imán no es oro. Ahora bien, si por el contrario no reacciona al imán igual tampoco es oro puro sino otro metal no magnético utilizado para las imitaciones.

Prueba de la densidad

El oro es uno de los metales más densos que existen, de forma que cuanto más densa sea la pieza, mayor será la pureza del oro. Esta prueba no es válida para aquellas piezas que tengan joyas engarzadas.

Llena una probeta con agua suficiente para cubrir la pieza, la cual subirá en cuanto la sumerjas. Comprueba el nivel exacto antes y después de hacerlo. La fórmula a usar es Densidad =masa/volumen de agua desplazado. Si obtienes un resultado similar a 19g/ml estás ante una pieza de oro o, al menos, de un material con una densidad muy parecida.

Pruebas metales dorados

Prueba del ácido nítrico

Si a pesar de lo que hemos dicho respecto a ella decides seguir adelante, tendrás que colocar el objeto de oro en un pequeño recipiente de acero inoxidable en el que pondrás un poco de ácido para observar si hay o no reacción. Para que la pieza sea de oro no debe producirse reacción alguna.

Prueba de la cerámica

Consistente en conseguir una pieza de cerámica que no esté cristalizada, como cualquiera de las que puedes comprar para el suelo en tiendas de construcción. Deberás frotar dicho  objeto contra la cerámica. Una raya dorada te estará diciendo que es oro auténtico.

Acudir a un joyero

Sin duda alguna, si quieres tener las mínimas complicaciones posibles y la máxima certeza a la hora de cómo saber si es oro, puedes acudir al taller de un profesional de la joyería que te certificará en un minuto el valor de la pieza en cuestión.

VIDEO:

 

 




Leave a Reply

¿Aceptas cookies? más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar